Carta a los amores de mi vida

A veces cometemos graves errores, el más común de ellos: enamorarnos, pero uno peor es creer que esa es razón suficiente para transformar lo que una persona significa en nuestras vidas y que ellos cambien a cambio.

Siempre me rehusé a creer que tendría un único y exclusivo “amor de la vida”, simplemente porque no existe un medio tangible que pueda determinar cómo y porqué alguien se convierte en esto; a todos los hombres de mi vida los amé a su manera, a todos los sigo amando de alguna forma. En su momento por lo que fue, ahora por lo que me recuerdan y en el futuro por lo que añoro.

Jamás exigí, mucho menos esperé y aun ahora no deseo ser el amor de la vida de nadie, porque más que un halago se vuelve una responsabilidad, un compromiso más allá del que se quiere tomar.

La siguiente carta está dirigida a los amores de mi vida…

1.Para los que fueron y para los que no:

para-mis-amores

Para ustedes que forman parte de mi pasado, gracias por alentarme y desalentarme, por permitirme y no permitirme amarlos,;por ser engreídos, por ser accesibles, por hacer todo lo que tenían que ser y hacer para alejarme de ustedes. Gracias por enseñarme a besar y a hacer el amor para luego practicarlo con otros más, gracias ayudarme a conocerme mejor a mí misma y saber qué exigir ahora, gracias también por hacerme comprender cómo es que todo debía sentirse y sobre todo, gracias por no enamorarme lo suficiente. Muchas muchas gracias por eso y por no hacerme terminar como una novia que se casa con su primer amor.

2.Para el que es:




para-los-amores-de-mi-vida2

A ti te amo. Pero por favor no me mal entiendas.

Te amo y me encanta. Te adoro por haberme obligado a hacerlo, porque con todo lo que eres no me dejaste otra alternativa más que amarte y dejar momentáneamente de lado a cualquier otro fuera de juego.

loading...

Pero, por favor, comprende que me cuesta trabajo pensar que habrás de ser el único de ahora para siempre y no es miedo al compromiso, es el miedo a desaprovechar la inestabilidad que la vida ofrece y que sólo tenemos una oportunidad de vivir. No es que no te ame lo suficiente, es que cometí un fallo colosal: no sólo me enamoré, sino que lo hice muy joven. Ahora tengo una sola cosa por reprocharte y es no haberme rechazado una vez más, de todos modos no iba a dejar de amarte, en esta ocasión más hubiera valido tarde que temprano.

3- A los que serán y a los que no podrán:

amores-de-mi-vida

Tengan por seguro que llegarán a mí, ya sean posibles o imposibles, ustedes existirán, aunque alguien más esté ocupando el sitio que debería ser para ustedes los amaré de una u otra forma y ustedes lo sabrán, a algunos lo tendré que dejar pasar y probablemente me empeñe en lastimarlos particularmente. Lo siento, no es mi intención, simplemente así es como debe ser, espero llegar a ustedes de la mejor manera y poder sentir cómo es entregarse siendo ya una mujer que se sabe madura, completa.

A todos:

a-los-amores-de-mi-vida

Gracias sinceras por contribuir a la construcción del alma que hoy les escribe.

Posdata: Sépanlo, me atemoriza pensar que entre ustedes puede existir alguien que los unifique y no me deje otra alternativa que amarlo para siempre.

Posdata dos (a quienes leen): Amen. En pasado, en presente y en futuro. Amen. Ámense.

TE RECOMENDAMOS LEER: Carta para mi mejor amiga que está con un hombre que no la merece

Vía cultura colectiva