Relato de un corazón que lucha por recomponerse

Decido volver a escribir, tres semanas después desde “Relato de un corazón herido”, porque siento que han pasado tantas cosas… aunque en realidad nada ha cambiado.

Tú progresas rehaciendo tu vida con otra persona, mientras yo lucho día tras día intentando transformar mis sentimientos hacia ti. No quiero odiarte, de hecho no soy capaz de sentir algo tan horrible como eso, pero no puedo evitar sentir celos porque todas tus muestras de amor ya no vayan dirigidas hacia mí, y porque ya no podamos hablar hasta altas horas de la madrugada, pues el tiempo libre que tienes, o al menos una parte de él, ya no deseas invertirlo en mí.

Por supuesto que quiero que seas feliz, pero ojalá pudieras haberlo sido a mi lado, y el hecho de no soportar la idea de que lo seas junto a ella, me hace sentirme cruel. Es ahora cuando pienso que a pesar de todo lo que sentía por ti, no supe quererte, no supe demostrártelo, pero ya es tarde para eso. Yo tenía todavía tanto amor dentro de mí para entregarte… un amor que no podré entregar a nadie más, que simplemente guardaré en un rincón de mi corazón como recuerdo, porque iba destinado a ti.

Lo he intentado, aunque reconozco que por despecho, he tratado de evadirme entregándome a otras personas, pero no puedo evitar buscarte en cada caricia, en cada beso… y eso me mata por dentro, al igual que me mata el pensar que tú desde el primer día que comenzaste tu nueva relación, jamás me hayas imaginado entre tus brazos.

loading...

Me gustaría ser capaz de no remover más entre todos estos sentimientos, y espero conseguirlo algún día, pero sobre todo procuraré que los sentimientos negativos hacia ti se vayan desvaneciendo poco a poco, pues sé que me están haciendo mucho daño, y te quiero demasiado como para seguir albergándolos.

No quiero que nos olvidemos, no quiero que nos perdamos el uno al otro, y siento que te necesito a mi lado. A partir de ahora, cada día que pase no será uno más de dolor y sufrimiento, sino uno menos hacia una nueva etapa, que comenzará tras entregarte la llave que abre la puerta hacia nuestra amistad. Solo necesito un poco más de tiempo…